Martes, 17 Octubre 2017
                   
giweather joomla module
Los 3 mosqueteros
Verguenza: Atropelló, mató, huyó y le dieron tres años de prisión en suspenso

Verguenza: Atropelló, mató, huyó y le dieron tres años de prisión en suspenso Featured

El 17 de julio pasado murió Adelaida Aravena, que había sido arrollada 23 días antes por un vehículo que manejaba Sebastián Caspani Winkel.


Adelaida Aravena regresaba a su domicilio la tarde del 24 de junio pasado cuando el conductor de una camioneta Mitsubishi la embistió. El hombre no se detuvo para asistir a la víctima, que quedó tirada sobre el asfalto de la calle Beschtedt. Por el contrario, huyó del lugar. Un remisero observó lo que había ocurrido y salió tras el conductor. En la persecución, avisó por radio a la Policía y minutos después, interceptaron la camioneta y atraparon al desconocido, a unas diez cuadras del sitio donde la víctima quedó tirada.

Durante 23 días, Adelaida luchó en la terapia intensiva del hospital Ramón Carrillo. Pero su cuerpo no resistió más. La mujer murió el 17 de julio último como consecuencia de una falla multiorgánica relacionada directamente con las graves lesiones, que sufrió tras haber sido atropellada. Adelaida tenía 84 años, vivía sola y fue madre de 5 hijos.

Sebastián Joaquín Caspani Winkel conducía la camioneta que embistió a la víctima. Ayer, el imputado aceptó su responsabilidad en el hecho en un juicio abreviado a cambio de una condena de 3 años de prisión de ejecución condicional y 5 años de inhabilitación para conducir, además de pautas de conducta que le propuso la fiscal Betiana Cendón.

Caspani Winkel estuvo de acuerdo con la calificación del delito atribuido y con la pena mínima propuesta por la fiscal, que sostuvo la imputación por el delito de homicidio culposo, agravado porque se dio a la fuga.

El Código Penal impone desde 3 hasta 6 años de prisión a la persona que por la conducción imprudente, negligente o antirreglamentaria de un vehículo con motor causare a otro la muerte y se diere a la fuga o no intentase socorrer a la víctima.

La audiencia se hizo ayer al mediodía en Tribunales de la calle John O’Connor al 20 de esta ciudad. La fiscal aseguró que el hecho atribuido a Caspani Winkel, de 37 años, no se modificó. Sostuvo que el imputado embistió a la víctima cuando estaba por finalizar el cruce de Beschtedt a la altura de la calle Chubut. El conductor no se detuvo a asistir a la mujer y escapó. Cendón señaló que Caspani Winkel conducía sin seguro y que las luces bajas de la camioneta no funcionaban bien. Y que hay una pericia psiquiátrica que estableció una patología que explicaría por qué el imputado entró en estado de shock y se fugó. Aunque fuentes judiciales aseguraron tras la audiencia que no se trata de una patología que le impida comprender la criminalidad de sus actos.

La fiscal destacó el acuerdo alcanzado que pone fin al conflicto. Sostuvo que los hijos de la víctima prestaron su conformidad a pesar de que no se constituyeron como querellantes. El defensor oficial Marcelo Álvarez Melinguer avaló el acuerdo. Destacó que el imputado se hizo responsable del hecho y aceptó la culpa.

El juez de juicio Héctor Leguizamón Pondal le preguntó al imputado si aceptaba la propuesta de la fiscalía. “Sí, acepto”, respondió. No hubo ningún pedido de disculpas a los tres hijos de la víctima, que estaba en la sala, ni expresión de arrepentimiento.

Read 8 times Last modified on Martes, 10 Octubre 2017 09:41
Rate this item
(0 votes)